EL PICAJE EN LAS AVES

Imagen 5

¿Qué es el picaje?

Es el comportamiento de las aves de picarse y arrancarse las plumas. Dentro de los paseriformes suele darse de manera habitual en pichones jóvenes que están hacinados en voladeras o jaulas de cría. En psitácidas es una de las patologías más habituales de la clínica diaria.

Ocasionalmente, el picaje puede dar lugar a canibalismo entre aves que comparten jaula o de padres a pichones.

El picaje es una de las patologías más comunes en paseriformes en estas fechas de muda. Los criadores pueden llegar a descartar un número muy elevado de pájaros jóvenes para los concursos por este hábito que llega a estropear completamente remeras y timoneras de algunos ejemplares, además de favorecer la aparición de los famosos quistes de la pluma y llegar a tener casos de mortalidad.

 

¿Cuales son las causas de picaje?

– Estrés, exceso de ejemplares en el habitáculo y/o hacinamiento.

– Deficiencias en aminoácidos esenciales en la dieta.

– Deficiencias vitamínico-minerales en la dieta.

– Agentes parasitarios como ácaros de la pluma.

– Agentes infecciosos como Stafilococos.

– Agentes fúngicos como dermatofitos productores de tiñas.

– Agentes víricos como circovirus.

– Abuso de fármacos.

– Reclamo de atención (psitácidas criadas a mano).

 

¿Cómo diagnosticar el picaje?

A simple vista podremos detectar ejemplares con el pecho o las alas automutiladas así como ejemplares con zonas del cuerpo sin pluma (principalmente en pecho, alas y dorso). En voladeras veremos a ejemplares con la zona del hombro y la rabadilla desplumada, en casos graves pueden verse pájaros con la cabeza completamente desplumada y con sangre. Para un correcto diagnóstico y poder saber la causa del picaje, siempre son recomendables pruebas laboratoriales y hacer un correcto estudio del caso.

 

Consejos para evitar el picaje en nuestros aviarios

– Alojar a los ejemplares por edades y preferiblemente por nidadas.

– Alojar a los jóvenes en habitáculos espaciosos y en grupos reducidos(8-10 ejemplares/metro).

– Aportar frutas y verduras.

– Añadir aminoácidos a la pasta de cría, principalmente aminoácidos esenciales.

– Administrar un buen grit con conchilla de ostras y sal gorda finamente picada.

–  Enriquecer ambientalmente la jaula o voladera con trozos de cuerda pita o bolas de grasa.

–  Poner bañera a diario con sales de baño que favorezca el cambio de plumaje.

– Utilizar árboles de java, forrajeadores o juguetes para psitácidas.

En casos graves se pueden utilizar tratamientos tranquilizantes y sprays calmantes. Es muy importante poder eliminar la causa o causas que predisponen al picaje.

Imagen 6

 

¿ Cómo actúas tú para evitar el picaje?

Buscanos en las redes sociales