PROTOCOLO DE CELO PARA CANARIOS

 

La especialización que está alcanzando la ornitología española y europea obliga a los criadores que quieren estar en la elite mundial a obtener unos rendimientos reproductivos muy elevados por pareja. Es necesario obtener un gran número de pichones por gama(mínimo unos 50-60) para poder seleccionar ejemplares de máximo nivel con los que poder concursar con garantías de éxito.

De un buen inicio de la temporada de cría depende el desenlace de ella y por tanto el poder disponer de más o menos pichones con los que concursar.

Aquí os muestro un pequeño protocolo para mejorar la fertilidad de los machos por un lado y de las hembras por otro, dado que no tienen los mismos requerimientos ambos miembros de la pareja. Además, es muy importante empezar a aumentar las horas de luz a los machos 15 días antes que a las hembras.

Este protocolo debe ser posterior a los controles coprológicos previos al inicio de la temporada de cría pues si nuestras aves sufren algún proceso infeccioso o parasitario por mucho que intentemos estimularlos con vitaminas y otros productos, no lograremos una correcta maduración de los órganos reproductores.

Al inicio de la cría deberían disponer nuestras aves de una temperatura no inferior a 14ºC, una humedad relativa entre 50-60%(puede llegar a 70% los días con nidadas a eclosionar) y unas 14 horas de luz que irán aumentando hasta 16 horas.

 

Buscanos en las redes sociales